-->

Si una consigue mantener los ojos cerrados durante un adecuado intervalo, todo se arregla. Lo importante es que eso dure lo suficiente. No hay que descartar la idea loca de que las partes decisivas de la vida son los intervalos. Menos que menos descartarla por eso, por loca.

Angélica Gorodischer. Floreros de alabastro, alfombras de Bokhara

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada