-->


—No. Han hablado de mí de muchos modos, pero nunca como un fantasma. —Mientras hablaba miré casualmente a mi derecha, y cuando dije "fantasma" vi uno. Oscuro, con ropas oscuras, estaba sentado junto a mí, el espectro de la fiesta.

Ursula K. Le Guin. La mano izquierda de la oscuridad

No hay comentarios:

Publicar un comentario