-->

La razón por la que se sintió tan tonto, comprendió muchas horas después, fue que estaba excitado como un niño, y eso es algo que los hombres adultos rechazan de solo pensarlo.

Herbert Clyde Lewis. El caballero que cayó al mar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada